Prohibida la venta de los neumáticos menos eficientes, desde noviembre

Prohibida la venta de los neumáticos menos eficientes, desde noviembre

La Unión Europea prohibirá la comercialización de los neumáticos de clase “F” en resistencia a la rodadura a partir del 1 de noviembre por motivos medioambientales.

De cara a seguir con la tendencia de mejorar el aire que respiramos, reduciendo las emisiones de CO2 que emiten los vehículos a la atmósfera, la UE pone ahora el punto de mira en los neumáticos. Y es que a partir del próximo 1 de noviembre, la legislación europea prohibirá la comercialización de los neumáticos menos eficientes. De esta forma, los neumáticos de turismo y camionetas con la etiqueta energética “F” en el apartado de resistencia a la rodadura no se podrán vender en suelo europeo, así como los de clase “E” de camioneta cuyo coeficiente de resistencia sea superior a 9. Además de por temas de seguridad, no hay que olvidar que si un neumático es menos eficiente provoca que el consumo de combustible y, por ende, de las emisiones de CO2, sean mayores.

La resistencia a la rodadura es uno de los tres apartados que incluyen las etiquetas energéticas de los neumáticos que compramos para nuestro coche, además de la adherencia sobre suelo mojado y el nivel de decibelios que provoca la cubierta. Su medición arranca en la “A”, la mejor nota posible y que se relaciona directamente con una menor resistencia a la rodadura del neumático, es decir, la fuerza que se opone a la rotación del neumático es menor, lo que influye en unos consumos de combustible menores.

En caso de que necesitaras Piezas segunda mano o repuestos para tu automóvil las podrás encontrar fácilmente en el buscador de Europiezas donde hallaras una gran multitud de desguaces dispuestos a venderte el repuesto que puedas necesitar.

Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

Fuente: www.autopista.es

#neumáticos #Europiezas #desguaces #piezas #repuestos #recambioseuropiezas

Averías que causan los atascos a tu coche

atascos

En España, como conductores de media pasamos 17 horas al año en atascos  y  según un estudio del fabricante de lubricantes Castrol, los españoles pasan de media 72 días de su vida conduciendo en atascos y esto lo nota incluso tu vehículo. Veamos algunas averías que pueden causan los atascos a tu coche.

Embrague: Durante una hora circulando en un atasco se realizan más cambios de marcha que en 1.000 kilómetros en autopista, algo que no resulta bueno para este pedal. La mejor solución para lograr que sufra lo menos posible es evitar arrancar con acelerones; reanuda la marcha con suavidad de modo que el motor no supere las 1.200 -1300 rpm, evita estar parado con la primera velocidad engranada y pisa el embrague a fondo al cambiar.

Frenos: El desgaste de las pastillas y los discos de freno se pueden incrementar hasta en un 40% si no se respeta la distancia de seguridad. Cuando esperamos al último momento para frenar los frenos se resienten y deterioran: ajusta la velocidad respecto al coche de delante y levanta el pie del acelerador para evitar frenazos.

Filtro del aire: la contaminación que se produce durante un atasco es otro gran problema. Este elemento es el encargado de filtrar el aire que se introduce en el motor; cuando las partículas de hollín y polvo que generan otros vehículos ensucian el filtro, se minimiza la entrada de aire necesario para la combustión, y puede provocar que no llegue suficiente aire limpio al motor.

Caja cambios: Los atascos someten a un gran esfuerzo a las cajas de cambio manuales, sobre todo en primera. Los principales problemas que se presentan al circular así son holguras en los engranajes (las marchas rascan), un fallo en las varillas del cambio (dificulta la inserción) y el desgaste de los sincronizadores (el coche escupe las marchas).

En caso de que necesitaras  piezas segunda mano de tu automóvil, desde Europiezas podrás encontrar fácilmente todo aquello que busques ya sea en nuestra gran base de datos de piezas recogidas del stock físico de nuestra gran red de empresas y desguaces asociados. Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

 

Qué hacer si mi coche se avería en carretera

coche averiado en carretera

Durante un trayecto en carretera es posible que nuestro coche sufra una avería o accidente. Si vamos preparados de la forma adecuada, todo será más sencillo.

Lo primero que tenemos que hacer si nuestro coche se avería en carretera es poner las luces de emergencia del coche, e intentar colocar el vehículo donde moleste lo menos posible. A continuación, antes de salir a la carretera, tenemos que ponernos el chaleco de seguridad. Es obligatorio que lo llevemos dentro del vehículo, y colocárnoslo dentro, precisamente, ante cualquier situación de emergencia que nos obligue a invadir la vía. Con él puesto, seremos más fácilmente visibles para el resto de los conductores.

Tenemos que poner los triángulos de seguridad comenzando con el que ponemos detrás del coche a una distancia de 50 metros, lo que equivale a 100 pasos y luego el delantero a la misma distancia que el anterior: 50 metros o 100 pasos. Al igual que el otro triángulo tiene que estar situado de forma perpendicular a la vía para que sea completamente visible.

Tras haber señalizado de forma correcta la avería, nos debemos colocar en un lugar lo más seguro posible y llamar a nuestra compañía de seguros para que acudan a rescatarnos. Si no tenemos teléfono móvil, deberemos buscar el poste de emergencia más próximo. Entonces, solo queda esperar a que llegue la grúa y nos pueda llevar el coche  a algún taller para su posible reparación.

En caso de que necesitaras  piezas segunda mano de tu automóvil, desde Europiezas podrás encontrar fácilmente todo aquello que busques ya sea en nuestra gran base de datos de piezas recogidas del stock físico de nuestra gran red de empresas y desguaces asociados.

Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

 

¿Cómo transportar correctamente los esquís en un coche?

portaesquis

Antes de viajar para disfrutar de la nieve, primero piensa en tu vehículo: No olvides comprobar que llevas las cadenas y la presión de los neumáticos es la correcta. Asimismo, recuerda que el comportamiento en curva del coche puede verse ligeramente afectado por la carga.

Los portaesquís se ubican en la parte superior del coche. Puedes encontrar 2 tipos en el mercado:

  • Magnéticos, que se instalan con total facilidad en el vehículo gracias a una placa imantada,
  • Fijos, que requieren una instalación más compleja, pero aportan mayor seguridad al equipo de esquí.

Para colocar los esquís, ten en cuenta que las espátulas de los mismos deben ir colocadas hacia la parte posterior del vehículo.

Es de vital importancia asegurar bien la carga transportada en el techo, ya que de lo contrario podemos ocasionar algún accidente. Para empezar, el peso del portaequipajes no debe exceder de 50 kilos. También debemos atar la carga con cinturones y amarres dentro del baúl. El material voluminoso, como los esquíes, o los objetos ligeros, como los cascos, se tienen que transportar bien atados. Las maletas pesadas o los objetos difíciles de asegurar, como las botas, han de guardarse en el maletero.

En caso de que necesitaras  piezas segunda mano de tu automóvil, desde Europiezas podrás encontrar fácilmente todo aquello que busques ya sea en nuestra gran base de datos de piezas recogidas del stock físico de nuestra gran red de empresas y desguaces asociados.

Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

Piezas y recambios

Piezas y recambios

La reutilización de piezas para nuestros coches o vehículos es un buen método por muchos motivos.

Ecológicamente hablando, comprar piezas de vehículos que han agotado su vida útil y los recicles para incluirlos en el tuyo, es muy bueno, porque ahorras todas las energías que se necesitan para crear una pieza nueva. Por otro lado también es bueno para tu bolsillo, ya que, una de las ventajas de la reutilización de piezas es el precio porque la misma pieza te costará mucho más barato

En caso de que necesitaras  piezas segunda mano de tu automóvil, desde Europiezas podrás encontrar fácilmente todo aquello que busques ya sea en nuestra gran base de datos de piezas recogidas del stock físico de nuestra gran red de empresas y desguaces asociados.

Puedes incluso consultar telefónicamente por la pieza ó la referencia para saber si está anunciada en el buscador online. En caso de no disponer en ese momento del recambio solicitado podrás poner tú mismo un anuncio por formulario. Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

Cómo Alinear los Faros del Coche

Alinear los Faros del Coche

Si tenemos los faros correctamente alineados veremos el camino con toda la capacidad de nuestros faros y evitaremos provocar accidentes con consecuencias trágicas para propios y terceros, evitando cegar al conductor que se dirige en sentido contrario. Especialmente importante antes de realizar un viaje es verificar y alinear los faros pues pueden ser afectados al agregar peso al vehículo en su parte trasera. También es recomendable hacerlo después de cambiar las lámparas delanteras.

Esta tarea puede realizarse en un taller especializado o por uno mismo sin grandes complicaciones. Para alinear los faros del coche debemos realizar estos pasos: Ubicar el vehículo en una zona sin declives, plana y bien de frente a una pared que sea perpendicular al piso (es decir sin inclinación respecto del suelo). Desde una distancia muy corta del muro (menos de 30 cm) enciende las luces altas y marcar en la pared el punto de mayor iluminación de cada faro. Hacer lo mismo con las luces bajas diferenciando cada marca entre sí. Alejar el vehículo unos 6 metros de la pared en línea recta y encender nuevamente las luces bajas. El punto de mayor iluminación debería descender un 10% y estar en una misma línea con la marca anterior. Si alguno no cumple la condición anterior debemos proceder a alinear el faro del coche. Para ello cada faro tiene dos tornillos de regulación, uno lo mueve de arriba hacia abajo y el otro de derecha a izquierda. Proceder a mover estos tornillos hasta que el punto de mayor iluminación este 5 cm en línea recta debajo de la primera marca. Ahora encendemos las luces altas o de carretera y verificamos que estén entre 4 y 5 cm debajo de las marcas de luz alta que se hizo al comienzo. Si las luces altas y bajas están en faros independientes, proceder a alinear los faros con los tornillos de regulación de cada uno hasta obtener el resultado deseado. En los coches que llevan la luz baja y alta en el mismo faro, si fuese necesario ajustar ligeramente con los mismos tornillos de regulación y repetir el punto anterior hasta hallar un punto ajuste de compromiso. (El ajuste de luz baja o de cruce debe tener mayor prioridad). Si no se consigue alinear alguno de los faros, hay que revisar que las lámparas o focos sean los correctos y estén bien ubicados dentro de su receptáculo. También puede ocurrir que el sistema de regulación del faro este roto, en este caso hay que dirigirse a un taller especializado o desguace para su reparación o reemplazo y luego si podremos alinear los faros del coche.

Como especialistas en repuestos, en Europiezas  ponemos a su disposición una guía desguaces para que lo tengas más fácil el día que tengas la necesidad de encontrar recambios para coches y piezas segunda mano. Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

Consejos para conducir con lluvia

repuestos de coches

La lluvia es uno de los mayores problemas para el conductor porque la visibilidad se reduce considerablemente y en muchas ocasiones ni nuestro coche ni nuestras habilidades están a la altura de la situación. Conducir con lluvia es una tarea que requiere anticipación, experiencia y precaución, por ello, es importante recordar algunos consejos básicos.

Este atento a las condiciones del pavimento. Considere que al inicio de la tormenta es cuando la carretera estará más resbaladiza porque con las primeras gotas el agua se mezcla con la suciedad y el aceite presente en las calzadas, creando las condiciones perfectas para derrapar.

Compruebe el estado de los neumáticos antes de salir. El estado de las gomas adquiere protagonismo al conducir con lluvia, la profundidad de dibujo adecuada nunca debe ser menor de 1,5 mm. Vigile también la presión de los neumáticos.

Conduzca más despacio.  Si conducimos más despacio, daremos tiempo al neumático de drenar el agua y más banda de rodadura del neumático estará en contacto con el pavimento, lo que redunda en mayor tracción y respuesta de frenado.

Cómo reaccionar en caso de derrape. En esta situación es necesario mantener firme la dirección y no tratar de corregir o frenar estando en la zona de baja adherencia. Conservar la dirección en el sentido de desplazamiento y esperar a salir de la zona de derrape o acuaplaning.

Aumente la distancia de seguridad Frenar en una carretera mojada le llevará aproximadamente el triple de tiempo que frenar en una carretera seca. El objetivo debe ser realizar desaceleraciones suaves y progresivas. Al subir al automovil limpie bien las suelas de los zapatos en las esterillas o en la moqueta del coche antes de arrancar el motor.

Al conducir con lluvia es muy importante dejarse ver.  Se deben comprobar con regularidad el funcionamiento adecuado de las luces delanteras, las luces traseras, las luces de frenos y los intermitentes. En casos de mucha lluvia, hay que encender las luces antiniebla delanteras y traseras. Mantenga una buena visibilidad a través del parabrisas. Para ver hay que mantener las escobillas del limpiaparabrisas en buen estado y si es necesario desempañar los vidrios con el aire acondicionado. Seque los frenos. En carretera abierta toque de vez en cuando los frenos suavemente para que el roce evacue el agua entre el disco y las pastillas y estén secos en caso de necesidad. Aplique esta técnica sobre todo después de atravesar un charco.

Si llueve demasiado, piense en parar. Una copiosa lluvia puede sobrecargar las escobillas y mantener un flujo continuo de agua sobre el parabrisas. Cuando se produzca esta limitación de visibilidad, y no pueda ver el borde de la carretera ni otros vehículos a una distancia segura, habrá llegado el momento de parar el coche en lugar seguro alejado de la carretera para evitar averías o accidentes

Como especialistas en repuestos, en Europiezas  aconsejamos a los conductores seguir estas indicaciones y además ponemos a su disposición una guía desguaces para que lo tengas más fácil el día que tengas la necesidad de encontrar piezas segunda mano y recambios para coches. Esperamos que esta información le haya sido de utilidad.

 

 

Las averías más comunes que puedes provocar a tu coche

averías de tu coche

El coche es un máquina y por tanto hay que aceptar que las averías son inevitables. Pero, además de las averías que se producen por el desgaste o el defecto de fabricación, hay otro tipo de ellas de las que el conductor es responsable directo. Aquí te mostramos las principales averías que podrías evitar. Sólo suponen un porcentaje muy pequeño del total, pero a diferencia de las demás, estas sí que te las puedes ahorrar, tanto en tiempo como en dinero.

Equivocarse al repostar: 26%

Si uno echa gasolina a un automóvil diesel en cantidad, toca vaciar el depósito y limpiar los filtros. Y eso si te das cuenta a tiempo, ya que si arrancas, puede salir bastante más caro ya que puede afectar a otras partes de la mecánica. Es más complicado equivocarse al revés, ya que la boca de la manguera del gasóleo no cabe en un gasolina al ser más gruesa. Fijándose un poco al repostar, no es difícil evitar esta situación.

Ignorar los testigos del tablero de instrumentos: 20%

Siempre hablamos de la importancia de leer el manual de instrucciones. Así sabremos qué nos indican las diferentes luces del salpicadero, ya que muchas de ellas advierten de posibles averías. Como regla general, las luces rojas indican una detención inmediata. Hazles caso, pues puede que el coche no frene de forma adecuada o que el motor no se lubrique correctamente, lo que pone en riesgo tu vida… y tu bolsillo.

No realizar el mantenimiento programado en tiempo o kilómetros: 16%

Cuando el fabricante de tu vehículo marca unos intervalos de mantenimiento (en años o en kilómetros), no lo hace por gusto. No hay que ignorarlos ya que eso podría anular las diferentes garantías de tu vehículo o que aparezcan averías que sea más caro solucionar. Aunque a veces parezca que hay que acudir demasiado pronto al taller, hazlo, bien en taller oficial o independiente. Es inteligente también cambiar las piezas de desgaste antes de que revienten solas

Estilo de conducción: 13%

No se debe abusar de la conducción agresiva… ni de la conducción eficiente mal realizada ya que someten a un estrés adicional a los componentes, y pueden fallar antes (embrague, turbo, sistemas anticontaminación en diesel). Es fácil de arreglar, conduciendo con suavidad y, de vez en cuando, dar un estrujón a la mecánica para quemar carbonilla.

Falta de anticongelante: 5%

Cuando la proporción de agua  y anticongelante no es la correcta, una helada puede congelar el agua del sistema y romper los manguitos, que son las partes más delicadas. Como comprobar con un densímetro la proporción de anticongelante no está al alcance de todo el mundo, lo mejor es utilizar anticongelante de uso directo, ya mezclado. Debes cambiarlo cada cierto tiempo ya que pierde propiedades, así que apunta cuándo toca.

En caso de que necesitaras  piezas segunda mano de tu automóvil, desde Europiezas podrás encontrar fácilmente todo aquello que busques ya sea en nuestra gran base de datos de piezas recogidas del stock físico de nuestra gran red de empresas y desguaces asociados.

Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

 

Qué es el turbo y cómo cuidar bien un motor con turbo

 

 turbo de vehiculo

Cada vez hay más vehículos con turbo, un invento genial que aporta potencia a motores pequeños. Pero es una pieza delicada que debes cuidar en dos momentos clave de la conducción. La razón principal es que un problema en el turbo puede ser muy costoso, ya que esta pieza cuesta, en torno a los mil euros (hay distintos precios en función de los modelos). No sólo eso, sino que en algunos vehículos es complicado de sustituir, por lo que la factura de mano de obra en el taller aumenta.

¿Qué es el turbo? Se puede equiparar a esos molinillos de juguete que giran cuando los soplas. Si se colocan dos molinillos en un mismo eje, de manera que si uno gira, el otro también lo hace, tienes un turbo. Los gases que salen por el tubo de escape se llevan hasta ese molinillo, que gira. El otro gira al mismo tiempo, soplando los gases que van a entrar en el motor y cuanto más aire entra en el motor, más corre. Recurriendo a un símil que me contaron en un concesionario, “es más o menos como si, cuando estás sofocado subiendo una escalera, y te dan un impulso de aire con un fuelle, pues subes más rápido”.

Cuando el turbo empieza a funcionar, da una especie de empujón, el par, debido al aumento de presión en su interior (en los coches convencionales entre 0,2 y 1 bar). A esto añade que puede alcanzar 750 grados de temperatura y que gira a 100.000 revoluciones por minuto. Calor, presión y rapidez. La fórmula perfecta para una avería. Por eso conviene tener en cuenta dos momentos clave para cuidarlo:

Al arrancar el coche  con motores equipados con turbo (la mayoría de los coches diesel y cada vez más vehículos gasolina) es más importante, dejarlo simplemente al ralentí mientras te acomodas y te colocas el cinturón de seguridad, para que el turbo se lubrique bien. Al iniciar la marcha, sobre todo en invierno, no subas mucho de revoluciones el coche con el motor en frío (menos de 80- 90ºC). Mientras tu coche con turbo no coja esa temperatura, no lo fuerces si no quieres que te dure más de cuatro años. Al aceite no le gustan mucho esos cambios bruscos de temperatura, ya que puede cristalizarse. Así que si no puedes dejar el coche al ralentí un rato, al menos circula tranquilo un rato.

Al parar el coche cuando llegas a tu destino, ocurre algo parecido. Si tu coche tiene turbo, es importante que dejes el motor al ralentí un par de minutos. Así, el turbo se enfría y se lubrica bien, además de que la propia turbina baje de revoluciones. Si no lo haces, a largo plazo, podrías dañar el turbo. Esto es todavía más importante si has conducido de manera agresiva, pegando acelerones. Si el turbo funciona a altas revoluciones, se calienta. Cuenta con rodamientos para poder girar a esas velocidades tan altas, que se lubrican con el propio aceite del motor. Por eso si, con el turbo muy caliente, apagas el motor de golpe, seguirá girando por la propia inercia pero sin lubricante, por lo que sufrirá rozamientos y te durará menos.

En caso de que necesitaras  piezas segunda mano las podrás encontrar fácilmente en el buscador de  Europiezas donde hallaras una gran multitud de desguaces dispuestos a venderte el repuesto que puedas necesitar. Esperamos que esta información le haya sido de utilidad

Consejos para conducir sobre nieve

conducir sobre nieve

Con la carretera nevada, el trayecto al trabajo o a tu casa puede complicarse sobremanera, por eso desde Europiezas queremos darte estos consejos para que puedas evitar accidentes.

  •  Procura tener siempre lleno el depósito de combustible. Así, en caso de que te quedes atascado por la nieve podrás usar la calefacción.
  •  Disponer de un juego de cadenas. Recuerda que van SIEMPRE en el eje en el que se transmite la fuerza del motor.
  • Montar unos neumáticos de invierno son una excelente opción cuando las condiciones climáticas son complicadas.
  • Conducir suavemente y evitar volantazos. (Es muy sencillo derrapar a la hora de conducir sobre nieve.)
  • Si el coche derrapa, mantén la calma e intenta mantener la trayectoria del vehículo haciendo movimientos suaves en el volante.
  • Usa siempre los frenos con sumo cuidado y no realices frenadas bruscas.
  • Intenta circular siempre con la marcha más larga posible y hazlo a un nivel bajo de revoluciones.
  • Si tu coche es diesel, puedes moverlo a bajas velocidades sin apretar el acelerador.
  • En caso de que te quedes atascado en la nieve, iniciar la marcha de la forma más suave posible y manteniendo la dirección recta.

En caso de que necesitaras piezas segunda mano las podrás encontrar fácilmente en el buscador de Europiezas donde encontraras una gran multitud de desguaces dispuestos a venderte el repuesto que puedas necesitar
Esperamos que esta información le haya sido de utilidad